fbpx

Con éxito culminó su carrera la primera estudiante con discapacidad visual que ingresó a la UCM

Nikole Urrutia Molina, hoy egresada de la Escuela de Educación Especial de la UCM se inscribe como una de las primeras profesionales con discapacidad visual en alcanzar su título universitario en una institución de Educación Superior del Maule.

Con legítimo orgullo, Nikole Urrutia Molina, quien fuera la primera estudiante con discapacidad visual, que ingresó a la Universidad Católica del Maule (UCM) en el año 2015, recientemente defendió su tesis de grado en la Escuela de Educación Especial, hito con el cual culmina un desafiante y enriquecedor proceso de formación profesional.

Sobre este logro que significó para Nikole consolidar su vocación, comentó que “Soy muy creyente, doy gracias a Dios, siento que fue un regalo que me dio el haber cumplido este anhelado sueño. A mi familia, a mis padres, mi madre que es, ha sido y pienso será mientras viva un pilar fundamental para mí, mi padre, mis hermanas y hermano, mis sobrinas. Mi principal motor es Dios, él nos da la sabiduría para seguir adelante y ha sido realmente satisfactorio el poder cumplir mi sueño. Educar es algo que anhelé desde muy pequeña y hoy en esta parada del camino es una gratitud tremenda”, señaló la educadora de la UCM.

“Estoy totalmente agradecida con la UCM, costó mi inserción ya que fui la primera estudiante en discapacidad de visual que ingresó a esta casa de estudios. Agradezco a todos quienes allí trabajan porque de una u otra manera brindaron su apoyo. Al inicio había dudas, incertidumbres y desconfianzas, pero gracias a Dios no fue limitante para ingresar (…) recibí muy buena acogida y atención, siempre un saludo cordial, cariño y respeto de todos, desde quienes hacen el aseo, los guardas, los funcionarios y académicos”, continuó repasando este especial momento.

Sobre su paso en la UCM, Nikole comentó que “Me sentí bastante cómoda y después de mi ingreso han iniciado su formación muchos otros estudiantes no solo con discapacidad visual, sino que también con otras discapacidades, y eso es un regalo tremendo el egresar y abrir la puerta para muchos. Mucha gratitud con Dios y la profesora egresada de la UCM, Natalia Hormazábal y mi madre, que permitieron mi formación”, expuso la profesional de la UCM.

Romina Gutiérrez, encargada pedagógica del Programa de Apoyos y Recursos para la Inclusión (PARI) del Centro de Apoyo al Aprendizaje (CAP) de la UCM, en relación a este nuevo logro de inclusión para la región y el país, destacó que “Estamos orgullosas de sus logros, pues esto nos demuestra que con las adaptaciones necesarias los estudiantes con discapacidad ingresan, egresan y se titulan en igualdad de condiciones (…) Nuestro objetivo como programa es contribuir a la igualdad de oportunidades para los estudiantes con discapacidad en la Universidad, es por ello que desde que Nikole ingresó a la UCM hemos realizado un trabajo de acompañamiento con ella y con la escuela, con la finalidad de generar todos los ajustes o adaptaciones que la estudiante requirió a la largo de su historia académica”, dijo.

Tesis de grado

El tema que abordó el grupo de Nikole, compuesto además por Daniela Díaz Yáñez y Bárbara Maite Herrera, llevó por título “Precursores para el aprendizaje, un camino que favorece el desarrollo del niño”, en el cual buscaron caracterizar las experiencias en el desarrollo de los niños investigando sobre la normativa vigente en relación a la atención temprana de los menores.

El resultado de este trabajo de tesis fue de carácter sistemático, y consistió en una revisión de diferentes artículos desde el 2015 al 2020, destacando un total de nueve de 45 artículos que cumplieron con el requisito de temáticas relacionadas con el desarrollo de los 0 a 6 años. “Existe escasez del tema, es urgente analizar ya que la base del desarrollo de los niños de los 0 a os 6. Llamamos a todos los precursores del aprendizaje a todo lo que influye en lo motriz, cognitivo, juego entre otros temas que son de base para el desarrollo de la primera infancia”, comentó.

Cabe mencionar que el 2019 en el plantel se tituló el primer estudiante con discapacidad visual de la Escuela de Pedagogía General Básica, Juan José Román, profesional formado en la sede Curicó.

Al finalizar esta nota, Nikole quiso enviar un mensaje a los jóvenes que hoy están progresando en su formación, en el sentido que deben saber aprender de cada experiencia que viven durante su paso por la Universidad. “Pueden creer en ustedes, en sus familias, sus padres, sus hermanas y la gente que les inspira confianza y seguridad, ellos les darán la fuerza para seguir adelante (…)  Siento que el pilar fundamental es Dios, si uno deposita su confianza y fe en él, todo será más expedito y satisfactorio, pero también depende que pongamos nuestro empeño. Recomiendo levantarse y acostarse con motivación, a veces uno está cansado, pero si se tiene fe y motivación se pude salir adelante y no hay una discapacidad que limite los sueños, creer más allá y soñar más allá”, puntualizó.

Podría Interesarte
Sernapesca hace llamado para prevenir nociva plaga de microalga en ríos y lagos del Maule