¡Feliz Día de la Cerveza! Varias razones para beber moderadamente por el bien de nuestra salud

Beber cerveza puede ser una excusa para diferentes eventos, sobre todos las sociales como alguna reunión con compañeros después del trabajo o una celebración como cumpleaños o fiestas con amigos. También como una solución válida para combatir el calor del verano, incluso lo han anunciado como un mejor hidratante para después de una rutina de ejercicios o realización de algún deporte.

Por eso hoy, en el Día de la Cerveza queremos mostrarte algunos otros beneficios que nos ayudan a tener una mejor calidad de vida, comprobado científicamente por estudios y análisis realizados por diversos institutos médicos a nivel mundial. ¡Conócelos!

 

Reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares, en especial la cerveza negra (en general las oscuras), aunque ya beber mas de tres cervezas diarias dejaría de ser beneficioso. (Estudio de la Universidad de Scranton, Pennsylvania)

Disminuye el riesgo de diabetes tipo 2, especialmente en hombres, al beber 2 cervezas al día (Estudio de la Escuela de Harvard de Salud Pública)

Reduce el riesgo de cálculos renales. Al beber 1 botella de cerveza reduce el riesgo en un 40% (Investigación del Instituto Nacional de Salud Pública de Helsinki)

Disminuye el riesgo de accidentes cerebrovasculares tanto en hombres como en mujeres. En cantidades moderadas el riesgo se reduciría hasta en un 50% en relación a los no bebedores. (Estudio de la Escuela de Harvard de Salud Pública).

Fortalece los huesos. Al beber cerveza o vino moderadamente aumenta la densidad ósea. Centro de Investigación de Nutrición Humana sobre el Envejecimiento “Jean Mayer” (HNRCA)

Ayuda a tratar el insomnio. Al tomar la ínfima porción de 15 mililitros de cerveza (equivalente una cucharada) se estimula la producción de dopamina, lo que ayuda en el tratamiento de insomnio. (Facultad de Medicina de la Universidad de Indiana)

Previene las cataratas. La cerveza negra en especial contiene altos niveles de productos quimicos antioxidantes que protegen las mitocóndrias contra las cataratas. (Estudio presentado en el Congreso Internacional de Sociedades de Química cuenca del Pacífico)

Reduce el riesgo de Alzheimer. Según estudios realizado a más de 365.000 personas entre 143 estudios concluyeron que los bebedores moderados (1 o 2 cervezas al día) tuvieron un 23% menos de poder desarrollar demencia, alzheimer u otras formas de deterioro cognitivo. (Escuela de Medicina de la Universidad Loyola de Chicago).

– Beber 1 o 2 cervezas al día reduce el riesgo de hipertensión, especialmente en hombres, incluso, aquellos que bebieron más de la dosis recomendada al día aumentaron el riesgo. (Estudio de la American College of Physicians)

Previene el resfriado común. El consumo moderado de alcohol disminuye el riesgo de contraer el virus del resfrío, a diferencia de los consumidores de tabacos, los que aumentan la susceptibilidad de a la gripe. (Departamento de Psicología de la Universidad Carnegie Mellon)

Posee alto contenido de fibra. Además disminuye la velocidad en que los alimentos salen del estómago, lo que se traduce en que se suprime el apetito.

Tiene propiedades “antienvejecimiento”. La cerveza aumenta y potencia los efectos de la vitamina E, un antioxidante importante del cuerpo, por lo que ralentiza el proceso de envejemiento.

Funciona como diurético. Beber 1 cerveza al día aumenta significativamente la micción. Esto facilita el aumento de la eliminación de toxinas y del material de desecho del cuerpo.

 

Y como es viernes, es momento de planear para este fin de semana beber (moderadamente) algunas cervezas por el bien de la salud.